Descubramos Armenia. Las cabañas de Lastiver (fotos)

am en es ru
bacahaytenq-hayastane-lastiver-lousankarner

Lastiver es un lugar privilegiado para quienes gustan de disfrutar la naturaleza en su estado más puro. En los sectores altos hay cuevas y grutas, donde alguna vez vivieron ermitaños en estado de total soledad. Dado que muchas de ellas se encuentran al borde de un enorme desfiladero, en la antigüedad, para subir y bajar de esas ermitas, construían una suerte de escalas semejantes a balsas. De hecho, el nombre Lastiver deriva de Last= balsa/plataforma de troncos, y de Ver= arriba. Algunos opinan que la denominación podría estar relacionada al hecho de que los ermitaños, para bajar o subir, necesitaban que les alcanzaran la estructura de ramas gruesas con la ayuda de sogas, por lo que gritaban “Last-i-ver”, o sea, “arriba (suban) el last”.

Uno de los sectores, “Lastiver aislado”, se caracteriza por tener simpáticas casillas-cabaña rústicas de madera sobre algunos árboles, las que están disponibles para que inclusive, los turistas puedan pasar la noche.

Lastiver se encuentra al noreste de Armenia, en el marz de Tavush, en las afueras de la aldea de Yenokavan, descendiendo por la garganta del río Khachaghbyur. Al final de un sendero se presentará una hermosa vista de la cascada de Lastiver.

Hasta principios de este milenio, este reducto paradisíaco pasaba desapercibido para la mayoría de los visitantes, momento en que fue “descubierto” por los adeptos al ecoturismo, el turismo de aventura y los que gustan de realizar safaris fotográficos.

 

Crédito de las imágenes: Gohar Makaryan

Noticias

Noticias similares