Irán-Azerbaiyán. ¿Está madurando una crisis?

am es
iran-adrbejan-jgnajam-e-hasounanoum

VAHRAM ATANESYAN

 

La caída del MIG 29 de la fuerza aérea de Azerbaiyán puede haber sido causada por el uso de dispositivos de combate radioelectrónicos. Una fuente militar, cuya identidad no fue revelada, comunicó esta posibilidad a la agencia de noticias Turan. El desastre ocurrió en el norte de Azerbaiyán, a solo 70 kilómetros de la frontera con Rusia, en momentos en que la armada rusa realizaba maniobras militares en el Mar Caspio utilizando sistemas REP. Al día siguiente, un buque de carga iraní se estrelló en las aguas territoriales de Azerbaiyán cerca de Lenkoran, cuya tripulación fue salvada por rescatistas dependientes del Ministerio de Situaciones de Emergencia azerí y llevada a Bakú. No fue publicada ninguna información sobre las causas del accidente del carguero iraní, y no se sabe si transportaba cargamentos de Irán a Azerbaiyán o hacia otro lugar. Ambos países han formalizado estrechas relaciones comerciales y económicas durante décadas. Sin embargo, la comunidad analítica continúa insistiendo en que el fuerte aumento de la ayuda militar de EEUU a Azerbaiyán para el presupuesto estatal del próximo año sólo tiene una explicación: Azerbaiyán ha expresado su disposición a ceder su territorio para operaciones anti-iraníes. Bakú niega estas suposiciones y asegura que no participará en ninguna acción militar contra Irán. Pero una cosa es la propaganda, y otra totalmente diferente, la realidad. El territorio de Azerbaiyán se ha convertido en los últimos años en una base de inteligencia israelí desde la cual se vigila de cerca a Irán. La prensa incluso difundió información acerca de que el misterioso asesinato de los especialistas en investigación nuclear iraníes perpetrado hace dos años, fue llevado a cabo por servicios especiales israelíes en estrecha cooperación con Azerbaiyán. El centro de prensa del Servicio Fronterizo de Azerbaiyán publicó un artículo muy interesante sobre este panorama. Según este, el 27 de julio por la noche se produjo un intercambio de disparos en la frontera entre Irán y Azerbaiyán. El incidente tuvo lugar en la carretera de Horadiz. La parte azerí informó que las fuerzas fronterizas habían identificado a un grupo de personas que intentaron penetrar en Azerbaiyán desde Irán. La declaración oficial manifiesta que las advertencias de los guardias fronterizos no tuvieron efecto. Además, que el grupo que violó la frontera abrió fuego, como resultado de lo cual un soldado azerbaiyano fue herido de bala. El grupo se escondió exitosamente en territorio iraní. Los guardias fronterizos azerbaiyanos incautaron alrededor de 5 kg de drogas en el lugar. Este es el segundo caso producido este año de un incidente armado entre los guardias de frontera azerbaiyanos e iraníes, en la misma sección limítrofe iraní-azerbaiyana, por caso, que se encuentra muy cerca de la línea de contacto entre las tropas enfrentadas por el conflicto de Artsaj y Azerbaiyán. En todo caso, así es como presenta la situación la parte azerí.

 

Sin embargo, resulta extraño que el tema no sea discutido por las estructuras correspondientes de ambas partes, lo que permite dudar de la autenticidad de la información difundida por la parte azerbaiyana. La impresión es que Azerbaiyán está tratando de presentar la situación fronteriza con Irán como inestable, con la finalidad de que se pueda formar un contexto informativo internacional en torno a Irán, en el sentido que es un país que no controla la situación. Es destacable que se señale la falta de fiabilidad de la sección de la frontera con Irán adyacente a la zona de conflicto de Nagorno Karabaj. De esta forma, pareciera que Azerbaiyán quisiera hacer notar en primer lugar la "incontrolabilidad" del límite iranio-artsají, con la consiguiente preplanificación que pueda emanar de ello. En pocas palabras, Azerbaiyán está intentando centrar la atención de las fuerzas anti-iraníes en la frontera entre Artsaj e Irán.

Resulta llamativo el hecho de que el lado azerbaiyano difundió información sobre la inestabilidad en el área referida recién luego de que circularan por la prensa las noticias acerca de la construcción de la tercera carretera Armenia-Artsaj.

 

Azerbaiyán no escatima esfuerzos diplomáticos ni de propaganda para conseguir alguna contramarcha de Irán. En otras palabras, Bakú está presionando a Irán para que haga una declaración oficial contra la intención de la parte armenia de desarrollar infraestructura en la zona adyacente al río Arax. Hasta el momento no ha habido respuesta de Teherán. Esto irrita a Azerbaiyán, donde se están elaborando contramedidas. Son prueba de ello las informaciones circulantes acerca de la existencia de tensiones fronterizas. No se excluye que las relaciones entre Irán y Azerbaiyán entren en una situación crítica. Se difundió información de que Irán ha hecho más estricto el régimen de permisos para el paso de autobuses a Nakhichevan.

Noticias

Noticias similares