¿Se conformará una nueva alianza anti-iraní?

am es
kceavorvi-nor-hakairanakan-dasinq

Según algunos informes de medios norteamericanos publicados durante los últimos meses, podría surgir una alianza anti-iraní similar a la OTAN. Al respecto el canciller saudí Adel al-Jubeir realizó declaraciones en una conferencia de prensa en Riyadh, advirtiendo que EEUU y los países del golfo Pérsico se encuentran negociando la creación de un bloque en Medio Oriente, cuyo objetivo es protegerse en caso de una “agresión externa”. Consultado acerca de los informes de conversaciones sobre la creación de una alianza militar árabe-estadounidense contra Irán, dijo: "Las conversaciones continúan entre Estados Unidos y los estados del Golfo y se están elaborando ideas".

Adel al-Jubeir agregó, que el nuevo acuerdo intergubernamental se llamará "Alianza Estratégica del Medio Oriente" (MESA) y también incluirá a Egipto y Jordania. El objetivo es llegar a un acuerdo sobre el Medio Oriente, que pueda proteger a la región de ataques externos y fortalecer los lazos de Estados Unidos con los países de la región. Según este planteo, el principal rival de la alianza emergente es Irán.

Recientemente, las autoridades sauditas han acusado a Irán de ataques "militares directos" tras el lanzamiento de un misil balístico desde Yemen a Arabia Saudita por rebeldes hutíes, provisto supuestamente por Irán. Teherán niega todas las acusaciones al respecto.

Estados Unidos ha estado impulsando este proyecto durante los últimos meses en Medio Oriente. A fines de 2017, el Wall Street Journal norteamericano escribió al respecto, refiriéndose a fuentes cercanas a los gobiernos de varios países del Medio Oriente. Se señaló que la nueva alianza tendrá “un componente del sistema de la OTAN, que proporcionará protección bilateral. El ataque a cualquiera de los países de la Alianza será considerado un ataque a toda la coalición”.

Las conversaciones aún no han dado ningún resultado, a excepción de las acciones secretas contra Irán, que, por regla general, se llevan a cabo en forma indirecta. Actualmente, es evidente el hecho de que la revelación de los informes sobre la analogía de la OTAN en el Cercano Oriente coincide con la aplicación de nuevas sanciones estadounidenses contra Irán el 5 de noviembre. No es casualidad que Washington acelere la creación de una nueva alianza contra Irán, apuntando así a restaurar su hegemonía en la región luego de que las posiciones norteamericanas han flaqueado considerablemente en Siria.

AZG/ B.K.

Noticias

Noticias similares