La tierra es un ente vivo, tiene su alma, y sin patria, sin un fuerte lazo con la propia tierra, el hombre no puede encontrarse a sí mismo, a su alma.
Martirós Sarian

El componente estratégico de las relaciones Rusia-Armenia

am es
rousastan-hayastan-haraberoutyounneri-razmavarakan-baxadrice

Tuvimos la oportunidad de escribir que no es el mejor momento para las relaciones armenio-rusas. La nueva fuerza política que ha llegado al poder en Armenia –la alianza Mi Paso-, ha agravado la relación con nuestro aliado estratégico debido a una serie de errores. La base de las relaciones Rusia-Armenia es el acuerdo bilateral sobre relaciones estratégicas, cuyo eje es el conjunto de herramientas de seguridad militar.

 

Precisamente, es como resultado de este acuerdo que Armenia recibe anualmente grandes cantidades de armas y municiones de Rusia, con los denominados precios internos rusos. En nombre de la verdad, estas relaciones no están necesariamente condicionadas por el hecho de que Rusia le vende armas a nuestro enemigo a Azerbaiyán.

Pero debido a las realidades político-militares, la correlación de poder y el ordenamiento geopolítico en la región, las relaciones con Rusia serán importantes para nuestro país durante las próximas décadas. Por lo tanto, en esas relaciones es necesario ser muy serio, incluso discreto.

 

Debe recordarse que estas relaciones se agravaron particularmente luego de la detención del secretario general de la OTSC, Yuri Khachaturov, y hoy también podremos asistir a un empeoramiento similar. La razón de esto es el voto no unánime de la delegación armenia de la Asamblea Parlamentaria Europea hace varios días. Recordemos que para el restablecimiento del derecho de voto de la Federación de Rusia 2 de los 4 miembros de la delegación armenia; los representantes de los partidos parlamentarios de oposición Armenia Luminosa y Armenia Próspera votaron a favor, en tanto que el jefe de la delegación, el diputado de la agrupación Mi Paso, Rupen Rubinyan, votó en contra, mientras el otro miembro de la misma facción, Hovhannes Igityan, no participó en absoluto de la votación.

 

Más tarde, Rubinyan declaró que se produjo un error técnico, el cual no alcanzó a corregir. Sin embargo, ahora está claro que el resultado de ese tipo de "errores", es que hacen caer las relaciones no tan brillantes con Rusia al menor nivel.

Nuestros países, al ser estados miembros de la OTSC y de la UEE, están obligados a apoyarse mutuamente en el ámbito internacional y a acordar la votación sobre temas importantes.

 

La violación de este principio por parte del jefe de la delegación armenia en el PACE, que también representa la fuerza política gobernante, constituye una amenaza real para las relaciones armenio-rusas. Yereván, a través de su diplomacia, deberá realizar serios esfuerzos para probarle a la parte rusa que fue un error.

 

Noticias

Noticias similares